Chorizo a la parrilla.

¡Técnica correcta para asar a gas o al carbón!

  1. Cubre la parrilla, si lo deseas. Una parrilla puede cubrirse con aceite en aerosol antiadherente para cocinar o con papel aluminio antiadherente.  El papel aluminio antiadherente crea menos desorden, pero las marcas de la parrilla no serán tan oscuras. Si usas papel aluminio, hazle varios agujeros en la lámina con un tenedor para permitir que el calor pase a través de él.  El aerosol antiadherente para cocinar es otra buena alternativa.

 

  1. Precalienta la parrilla. Independientemente de si usas carbón o gas, la parrilla debe estar a una temperatura relativamente baja.  Precalienta la parrilla de gas a medio bajo.   Si usas una parrilla de carbón, crea una pequeña pila de carbón y distribúyela uniformemente alrededor de la parte inferior de la parrilla. Después de encender la parrilla, deja que la llama se queme hasta que se formen cenizas blancas sobre las brasas.   No uses fuego alto. Con un calor intenso chamuscarás el chorizo, causando que se queme en el exterior mientras que todavía esta frío y poco cocido por dentro.

 

  1. Pon el chorizo CHORIPACO en la parrilla y cocínalo. Cierra la tapa y asa durante 12 a 20 minutos, o hasta que estén dorados y cocidos.

 

Mueve frecuentemente los chorizos con una pinza. De esta forma te asegurarás de que se cocinen uniformemente.

 

One thought on “Chorizo a la parrilla.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Estamos trabajando en la tienda on line. Puede ver los productos. Para concretar el pedido debe comunicarse al 3113848525 GRACIAS! Descartar